Alicorp desarrolla el talento de los hijos de sus trabajadores

Lima, Lunes, 11 de Febrero del 2013

Las vacaciones útiles constituyen una muy buena oportunidad para desarrollar el talento, la creatividad y las habilidades en los niños y niñas, haciéndoles participar en clases integrales que incluyan música, danzas, manualidades y diferentes disciplinas deportivas, enfatizó el director de Relaciones Laborales Corporativo de Alicorp, Eduardo Martinez.

“En el verano los niños y niñas necesitan  disfrutar aprendiendo nuevas disciplinas o actividades artísticas. Es por ello que Alicorp ofrece todos los veranos Vacaciones Útiles gratis para los hijos de sus trabajadores. Se trata de un paquete integral en donde los niños y niñas aprenden diferentes disciplinas, importantes para su desarrollo físico e intelectual”, enfatizó.

Los niños y niñas de Alicorp, de 7 a 12 años de edad, reciben dos veces por semana clases de manualidades (pintura, bisutería, repujado, etc.), música (cajón, flauta, zampoña y xilófono), danzas típicas, bailes modernos y disciplinas deportivas (natación,  fulbito, básquet y vóley).

El período de estudio incluye visitas a lugares educativos y culturales, como La Casona de San Marcos, El Cuartel El Potao, El Museo del Convento de los Descalzos, el Museo de la Identificación del Reniec, entre otros. 

Desde 1997 a la fecha, el programa educativo “Vacaciones Útiles” de Alicorp ha capacitado a más de 2,300 niños aproximadamente, hijos de sus trabajadores. En las clases del verano 2013,  asisten alrededor de 500 niños y niñas.

Las Vacaciones Útiles de Alicorp duran dos meses (enero y febrero) e incluyen el traslado de los menores al Club Sparza (Huachipa), en donde se desarrollan las clases, así como materiales educativos y refrigerio. 

El día de la clausura, los niños y niñas realizan una exposición de lo que han aprendido frente a sus padres y  ejecutivos de la empresa.

“Las vacaciones útiles permiten a los niños desarrollar sus cualidades físicas, técnicas y psicológicas, e identificar su talento. Representa una oportunidad propicia para desarrollar alguna virtud o destreza en los niños, y reforzar sus valores éticos”, destacó Eduardo Martinez.